jueves, 7 de abril de 2011

EPOC EN LA TERCERA EDAD -> BRONQUITIS CRÓNICA. Parte 1


Nombre:  Miriam Sánchez Pacho
                                    “Intervención Fisioterápica”
1.    CONCEPTO

         Bajo la denominación de Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC) encontramos una seria de patologías que presentan una obstrucción crónica a la salida del flujo aéreo, por lo que el periodo espiratorio se encuentra alargado. Nos centraremos un poco más en la Bronquitis Crónica.

-       Bronquitis Crónica.
         Se define como enfermedad inflamatoria de los bronquios y bronquiolos respiratorios que se caracteriza por la presencia de tos productiva o expectoración durante un mínimo de 3 meses al año, durante 2 años consecutivos al menos.
         Es la enfermedad más frecuente en varones y fumadores.
         El síntoma más precoz y característico es la tos frecuente y productiva, cuya aparición predomina en los meses de invierno y que se exacerba con irritantes respiratorios, tales como el tabaco. Estos agentes provocan una hiperplasia del epitelio e hipertrofia de las glándulas mucosas de la pared bronquial, favoreciendo la obstrucción y la dificultad del drenaje de las secreciones a la luz bronquial. También existe un aumento de la secreción de moco, difícil de eliminar por la destrucción de los cilios, lo que favorece el crecimiento bacteriano, aumento de la irritación y por tanto mayor aparición y persistencia de la tos.


2.    MEDIDAS PREVENTIVAS

-Abandonar el hábito tabáquico. Esto y la oxigenoterapia domiciliaria son las únicas medidas que mejoran la supervivencia.
-Luchar contra la polución atmosférica.
-Tratar las bronquitis agudas y corregir los defectos de las vías respiratorias altas (sobre todo sinusitis)
-Evitar la obesidad, realizar ejercicio físico.
-Vivir en un ambiente con un suficiente grado de humedad en el aire.
-Administración de vacunas antigripales y antineumocócica.

3.    TRATAMIENTO FISIOTERAPICO – FISIOTERAPIA RESPIRATORIA
         Los objetivos de la fisioterapia respiratoria son:
·         Facilitar la expectoración de las secreciones.
·         Mejorar la ventilación.
·         Aumentar la efectividad de los músculos respiratorios
         A la hora del tratamiento, nos vamos a centrar en cuatro pilares básicos:
-       Drenaje Postural
          Consiste en aprovechar la posición del paciente para que la fuerza de la gravedad facilite la expulsión de secreciones desde los bronquiolos a los bronquios y tráquea; posteriormente serán la tos y/o la aspiración de secreciones las que tendrán que actuar para completar la expulsión.
         Para el drenado de secreciones, debemos conocer donde se encuentra la acumulación a drenar. Si se encuentran en los lóbulos superiores, la posición será sentado o semisentado; si por el contrario es en las bases pulmonares, la posición será en decúbito prono y Trendelemburg. En el caso de los lóbulos laterales se utilizarán los decúbitos laterales.
         Al paciente que puede expectorar hay que indicarle que inhale con lentitud y exhale varias veces, frunciendo los labios y tosiendo un par de veces en cada exhalación.
         Recordemos que es recomendable esta práctica de 2 a 4 veces al día y que se debe realizar una buena limpieza oral después de que el paciente haya expectorado.
         Aquí podemos apreciar las diferentes posiciones de drenaje:



-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
¿Quién es el autor de este artículo?

Miriam Sánchez Pacho.
Diplomada en Fisioterapia (Universidad de Jaén).
Nº colegiada en el Ilustre Colegio Profesional de Fisioterapeutas de Andalucía (ICPFA): 4173.
Cursando los estudios para el DO, en la Escuela de Osteopatía de Madrid.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada